Es común contar con ventanas de aluminio o PVC en Bizkaia, así como con persianas de este material. Sin embargo, con el tiempo, estas persianas se desgastan. En ciudades lluviosas es más probable que las persianas exteriores de PVC se estropeen con más facilidad. No obstante, vamos a darte algunos trucos de limpieza que te ayudarán a mantener las persianas como nuevas más tiempo.

La primera lección es que se empieza limpiando la parte exterior y después se limpia la parte interior. Además, el ritmo a seguir será de arriba a abajo siempre. Hay una manera de hacerlo sin tener que asomarnos peligrosamente al exterior de la ventana, desmontando la persiana. Esto puede ser muy sencillo según el modelo y te ahorrará tiempo y exposición al peligro. 

Lo primero que hay que eliminar es el polvo, con una escobilla, un trapo o un cepillo. Cuando ya hayas retirado este polvo en seco, es momento de hacer la limpieza húmeda. Con agua templada y algo de detergente o jabón especial, puedes ir limpiando la persiana, de arriba a abajo siempre. También podemos pulverizar el agua y el jabón sobre toda la persiana y así ya está suficientemente mojada para ir limpiando cada sección. Algunas personas recurren incluso a la limpieza con vapor, pero las dos primeras opciones deberían de ser suficientes.

Tras limpiar la persiana, el siguiente paso es secarla usando un paño o un trapo que esté completamente seco, para poder retirar todos los restos de jabón. El secado deberá de hacerse también en movimientos uniformes.

En Persianas Muñoz Castillo, S. L. somos expertos tanto en persianas como en ventanas de aluminio o PVC en Bizkaia. Animamos a las personas en casa a que realicen estos simples pasos para mantener sus persianas limpias y evitar suciedades que las obstruyan. Las persianas de PVC tienen muchas ventajas, pero también se ensucian, por lo que es importante cuidarlas.